El inmenso Piojo

A los 85 años nos dejó José Yudica, un grandísimo entrenador que ganó campeonatos, desafió a la Juventus de Michel Platini y salió campeón con su Newell’s con un plantel de jugadores surgidos en el club del Parque Independencia. El Piojo tenía un gran sentido de la ética y un gusto por el fútbol estético envidiable. Un maestro de la vida.

José Yudica fue un gran formador de jugadores y un excelente entrenador. Fue tan bueno que sacó campeón a Quilmes en 1978, a Argentinos Juniors en 1985 (Nacional y Copa Libertadores) y a Newell’s Old Boys en 1988 siendo el primer DT argentino en salir campeón en primera con tres equipos distintos. Además formó a centenares de jugadores y su estilo de juego era una delicia para los ojos.

Fue un técnico exitoso en una época en que los entrenadores argentinos eran lo mejor de lo mejor con dos escuelas bien definidas: el menottismo y el bilardismo. José se ubicaba dentro de la primera ya que sus equipos sabían jugar muy bien al fútbol y lo hacían de una manera elegante y vistosa.

Su estilo de juego era muy vistoso y efectivo.

A Quilmes lo sacó campeón por primera y única vez en su historia en 1978, luego ascendió a San Lorenzo de Almagro en 1982. Más tarde ganó el Nacional 1985 con Argentinos Juniors y ganó la Copa Libertadores de ese año que le dio el derecho a su equipo de ir a Japón a disputar la Copa Intercontinental frente a la poderosa Juventus de Michel Platini, Antonio Cabrini, Gaetano Scirea, Aldo Serena y Michael Laudrup. El equipo era dirigido por Giovanni Trappatoni, una leyenda en Italia.

No sólo fue la mejor final que se haya jugado jamás de una Copa Intercontinental sino que el equipo del Piojo estuvo dos veces en ventaja y y sucumbió en los tiros desde el punto del penal tras empatar 2-2.

No conforme con ello luego sacó campeón a su querido Newell’s Old Boys en 1988 y lo llevó a la final de la Copa Libertadores de ese año donde la Lepra no pudo con Nacional de Montevideo. Ese plantel del club rosarino tenía la particularidad que todos sus hombres eran de las inferiores del club. Fue la primera vez que se vio algo así en el fútbol argentino. Nos dejó el Piojo y todos quienes amamos el fútbol y vimos jugar a sus equipos no podemos evitar una lágrima…

Merecido homenaje en su Newell’s.

Fotos: gentileza Prensa Newell’s Old Boys.

Gonzalo Ferrer

Periodista tucumano viviendo en Rosario. En los 90 hablaba de rugby en la radio y ahora escribo sobre Fórmula 1, fútbol, rugby y a veces sobre básquet y tenis. D10S, Ferrari, Queen, el Pato, el Matador y Su Majestad en el orden que quieras. Rock, mucho rock.

También te podría gustar...

Dejá un comentario